Blog

¿Es mejor trabajar de pie o sentado? La moda de los standing desks

Con la llegada de las mesas para trabajar de pie, o standing desk, muchos se preguntan si es mejor trabajar de pie o sentados.

La pregunta quizás no surgía con tanta frecuencia anteriormente porque no había alternativas. Si nuestro trabajo es de oficina y pasamos largas horas sentados frente a un ordenador, antes no existía otra posibilidad. Pero ahora los standing desk nos ofrecen la posibilidad de levantarnos y trabajar también de pie.

Otro motivo por el que nos interesa el tema es porque, afortunadamente, cada vez estamos más preocupados por cuidar nuestra salud.

Los efectos para nuestra salud de trabajar muchas horas sentado

Pasar muchas horas sentado está vinculado con un mayor riesgo de: obesidad, diabetes, enfermedades cardiovasculares, cáncer (especialmente cánceres de colon o mama) y muerte prematura.

Pero no necesitamos de estudios para comprobar los efectos de pasar largas horas pegados a la silla. Los notamos en nuestro día, dolores de espalda, cervicales…

“No sentarse” puede significar muchas cosas diferentes: caminar, pasear de un lado a otro, o simplemente estar de pie.

Los efectos para nuestra salud de trabajar muchas horas de pie

También existen efectos negativos de estar largas horas de pie. Las personas que por su tipo de trabajo tienen que pasar muchas horas de pie lo notan. Puede causar: dolores de piernas con trastornos venosos, complicaciones de salud perinatal y síntomas músculo-esqueléticos, como dolor de espalda. Trabajar de pie puede ser incluso causa de un mayor riesgo de dolor lumbar y de piernas, que estando sentados.

Entonces, ¿es mejor trabajar sentado o de pie?

Ni lo uno, ni lo otro, y las dos cosas.

Lo recomendable es intercalar periodos sentados y periodos de pie, para no mantener la misma postura durante todo el día.

Los expertos recomiendan:

  • Trabajar durante dos horas al día de pie y realizar una actividad liviana (como caminar despacio) durante las horas de trabajo, aumentando a un total de cuatro horas al día.
  • Intercalar regularmente entre trabajar sentados y de pie usando puestos de trabajo de altura ajustable.
  • Evitar largos períodos de pie, que puede ser tan perjudicial como largos períodos sentados.
  • Cambiar de postura y caminar para aliviar posibles dolores musculoesquelético y fatiga.
  • Como parte de los programas de salud y bienestar en el lugar de trabajo, las empresas deben advertir al personal sobre los peligros potenciales de estar mucho tiempo sentados en el trabajo o en casa.

Cambiar de postura cada 40 o 60 minutos es lo ideal, con un intervalo de descanso de unos minutos. También es recomendable realizar estiramientos frecuentemente, los podemos hacer incluso en nuestro puesto de trabajo.

Mantener una postura ergonómicamente correcta, tanto si estamos sentado, como de pie, es la clave para no tener problemas musculares.

Existen muchas tareas que podemos realizar de pie incluso aunque no tengamos un standing desk para trabajar con nuestro ordenador. En este artículo encontrarás 7 tareas que puedes hacer de pie o en movimiento.

Cómo utilizar correctamente un standing desk

Para empezar, es recomendable ir acostumbrándose a trabajar de pie, poco a poco. Si no lo hacemos de forma paulatina, nuestro cuerpo, que no está acostumbrado a pasar tantas horas de pie, se resentirá y puede derivar en dolores de pies, piernas y espalda.

Se puede comenzar utilizando la mesa para trabajar de pie entre unos 30 y 60 minutos el primer día e ir aumentando poco a poco el tiempo. Puedes poner un temporizador para medir el tiempo y cambiar de postura.

Una vez te hayas acostumbrado a trabajar de pie, puedes probar con diferentes intervalos de tiempo, para cambiar de postura. No todas las personas somos iguales y mientras algunos prefieren centrarse en una tarea por intervalos cortos de tiempo de 20 o 30 minutos, otras personas son más productivas en periodos más largos de una hora, o incluso un poco más. Deberás encontrar tu propio equilibrio entre confort y concentración.

También es recomendable programar el tipo de tareas que vamos a realizar mientras estamos sentados y de pie. Las tareas que requieren habilidades motrices finas, se realizan de forma más precisa estando sentados. Mientras que muchas personas encuentran más fácil realizar tareas creativas y pensar en nuevas ideas estando de pie.

No es ni mejor, ni peor, trabajar de pie o sentado. Lo recomendable es cambiar de postura, evitando prolongados periodos de tiempo en la misma posición. Comenzar a trabajar de pie nos permite reducir nuestro sedentarismo con todos los beneficios que ello tiene para nuestra salud